Fomulario reclamación a MBNA AvantCard

La mayor emisión de participaciones preferentes en un año en España: año 2009
21 Septiembre, 2013
Tanto la CNMV como el Banco de España sabían que Bankia vendía sus participaciones preferentes de forma engañosa
26 Septiembre, 2013
Show all

Estimados Señores:

En referencia a su carta del día 29 de julio de 2013, he de transmitirles que no estoy conforme con la misma.

En primer lugar manifestar que las Condiciones Generales que remiten anexas no están firmadas ni por mí, ni por un representante de la entidad. Aprovecho la ocasión para reiterar mi petición de que me remitan el contrato suscrito con ustedes con mi firma, tal y como ya hice en mi misiva de 22 de marzo de 2013.

Por otro lado, señalan en su carta que se reservan ustedes el derecho a modificar dichas condiciones de forma unilateral, tal y como se establece en la cláusula 3 de las Condiciones generales que si me han remitido, pero que como ya he dicho carecen de firma. Pues bien, de ser vinculantes, me permito señalarles que dicha cláusula es abusiva y por tanto nula de acuerdo al artículo 85.3 del Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios y otras leyes complementarias (sin perjuicio de otras normas civiles).

Afirman por otra parte haberme remitido las modificaciones en las Condiciones Generales de la Contratación, pero por mi parte no he recibido documento alguno a este respecto, por lo que debo manifestar que dicha comunicación no se llevo a cabo y por ello no pude realizar mi derecho al desistimiento ni cualquier otro derecho que me pudiera corresponder.

En relación a los intereses, de acuerdo a la cláusula 2.1 las Condiciones Generales, que me han remitido, establecen una comisión (por descubierto, deuda o intereses, lo desconozco) que varía en función de 3 magnitudes y que vulnera la  Ley 16/2011, de 24 de junio, de contratos de crédito al consumo. Además conforme a la cláusula 2.2 incurren ustedes en anatocismo ya que han aplicado el tipo de interés sobre el capital y los intereses previamente devengados, lo que no es lícito de acuerdo al artículo 1.109 del Código Civil. Las condiciones generales establecen la naturaleza mercantil del contrato, pero este contrato no tiene cabida en esta tipología y es por ello un contrato netamente civil.  Por otro lado han

En otro orden de cosas señalar que el total del crédito que me ha sido concedido es de 15.000 €, que la suma de los intereses que me piden supera el 100 % del capital prestado, este interés es claramente abusivo e incurre en usura.

Por todo lo expuesto no estoy conforme con sus cálculos abusivos, con los que no estoy conforme, por lo que dejo de pagar más liquidaciones. En caso de que me remitan mensajes o llamadas por este motivo, interpondré acciones penales por acoso.

Sin otro particular me despido de ustedes,

Atentamente,

FB
FB

4 Comments

  1. Cristina Franco Fernández dice:

    a parte de su ilegalidad y usura. No dejan de “martirizarte” vía telefónica ya sea recibiendo constantes llamadas al móvil, al teléfono fijo del domicilio, y al teléfono del trabajo.
    Estando de baja llamaron a mi trabajo tres veces consecutivas en una tarde y se encararon con mi compañera de despacho.

  2. Enrique dice:

    Avancard y MBNA son tremendas lavadoras de blanquear dinero de muchos sectores de hay sus pautas mafiosas. Desgraciadamente lo mejor es no saber nada de esos golfos a los cuales las autoridades no saben ni tienen oajolera idea de que hacer. En cualquier caso utiliza el sentido común.

  3. Elio dice:

    Según varias sentencias, se han declarodo NULOS los contratos de estas financieras, con obligación de devolver todo lo cobrado, por cualquier concepto, excediendo el capital prestado y/o financiado,. Es decir, a tener de la nulidad contractual, fundamentada con rigor y profesionalidad, las financiareas o bancos estarían en calidad deudora con la gran mayoría de sus clientes

    • Ignacio dice:

      Entendemos que este tipo de contratos son claramente abusivos, y nos alegra comprobar que la justicia está reconociendo tal modo de proceder, desde nuestro despacho (www.ferrer-bonsoms.com)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *