Aplazamiento y fraccionamiento de las deudas tributarias

Oferta de Santander a accionistas de Popular
Oferta de Santander a accionistas de Popular
19 Junio, 2017
Inadmision del aplazamiento o fraccionamiento
Inadmisión del aplazamiento o fraccionamiento
30 Junio, 2017
Show all
Aplazamiento y fraccionamiento de las deudas tributarias

Aplazamiento y fraccionamiento de las deudas tributarias

El aplazamiento y fraccionamiento de las deudas tributarias viene regulado en el artículo 65 de la Ley General Tributaria

Diferencia entre Aplazamiento y fraccionamiento

La diferencia fundamental entre aplazamiento y fraccionamiento de las deudas tributarias consiste en que el aplazamiento tendrá un único vencimiento, mientras que el fraccionamiento contiene varios vencimientos.

Las cantidades cuyo pago se aplace, con exclusión, en su caso, del recargo de apremio, devengarán intereses de demora calculados por el tiempo comprendido entre el día siguiente al de vencimiento del plazo de ingreso en periodo voluntario y la fecha de vencimiento del plazo concedido.

El fraccionamiento de pago se configura como una modalidad del aplazamiento y, por tanto, se regirá por las mismas normas que éste, salvo que exista una regulación específica. En el caso de concesión del fraccionamiento, se calcularán intereses de demora por cada fracción de deuda.

Excepciones

Las excepciones a la posibilidad de aplazar o fraccionar una deuda aparecen recogidas en el apartado 2 del artículo 65 de la Ley General Tributaria, y son:

  1. Las deudas tributarias cuya exacción se realice por medio de efectos timbrados, que son absolutamente inaplazables.
  2. Las deudas correspondientes a obligaciones tributarias que deban cumplir el retenedor o el obligado a realizar ingresos a cuenta, salvo en los casos y condiciones previstos en el artículo 82.2.b de la LGT, es decir, cuando el obligado al pago carezca de bienes suficientes para garantizar la deuda y la ejecución de su patrimonio pudiera afectar sustancialmente el mantenimiento de la capacidad productiva y del nivel de empleo de la actividad económica respectiva, o cuando se estime que la denegación pueda ocasionar graves quebrantos a los intereses de la Hacienda Pública. Sí serán aplazables las sanciones derivadas de actas de inspección relativas a retenciones e ingresos a cuenta.
  3. En caso de concurso del obligado tributario, no podrán aplazarse o fraccionarse las deudas tributarias que, de acuerdo con la legislación concursal, tengan la consideración de créditos contra la masa.
  4. Las resultantes de la ejecución de decisiones de recuperación de ayudas de Estado reguladas en el título VII la LGT.

Las solicitudes de aplazamiento o fraccionamiento a que se refieren estos apartados serán objeto de inadmisión.

Ferrer-Bonsoms&Sanjurjo, Abogados y Asesores Fiscales.

FB
FB

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *